Conéctate

Escribe tu búsqueda...

Industria de Energía

Cómo la IA y la nube pueden ofrecer innovación para las empresas de petróleo y gas

La IA puede generar información y recomendaciones cada vez más complejas para la fuerza laboral humana de forma más rápida y con menos posibilidades de error.

IA

Por: Jim Chappell, director global de Inteligencia Artificial y Análisis Avanzado de AVEVA

La pandemia actual ha demostrado al sector del petróleo y el gas cómo las operaciones empresariales confiables pueden cambiar casi de la noche a la mañana. Las rutinas de la fuerza laboral en los sitios de extracción y las refinerías se han interrumpido, lo que ha provocado interrupciones no planificadas, como vimos en el campo petrolero de Sharara. Con las cadenas de suministro interrumpidas, las piezas fabricadas en los mercados de origen tradicionales no podían entregarse a tiempo, lo que retrasaba el mantenimiento esencial. Los cierres de fronteras y una caída sin precedentes de la demanda han restringido aún más las operaciones económicas que ya de por sí, eran estrechas.

No solo parece que estas condiciones continuarán en el corto plazo, sino que otros desafíos se ciernen sobre el futuro previsible. Se ha pronosticado un exceso de oferta y una perspectiva deprimida para los precios de los hidrocarburos a mediano plazo, y a largo plazo, la demanda de petróleo podría alcanzar su punto máximo en dos décadas a medida que disminuya la demanda de combustible y aumente la presión para actuar sobre el cambio climático.

  Osram sorprende con nueva generación de láser infrarrojo para LiDAR

Para prosperar en este nuevo mundo feliz, los actores del petróleo y el gas deben responder con una acción transformadora, inspirándose en la historia audaz e innovadora de la industria. En AVEVA, nuestra misión es ayudar a las empresas a capitalizar las oportunidades actuales, mientras nos esforzamos por proteger las vidas y los medios de subsistencia de las empresas y comunidades a las que servimos.

Advertisement. Scroll to continue reading.

El éxito en un mundo pospandémico requerirá un pensamiento y una acción innovadores a gran escala. Aquí, dos nuevas tecnologías transformadoras darán forma a un futuro sostenible para el petróleo y el gas y sus industrias asociadas, y para el mundo que nos rodea. Estos son la inteligencia artificial o IA y la computación en la nube.

La IA permite tomar mejores decisiones

La IA ha estado con nosotros durante más de seis décadas. A medida que se vuelve más sofisticado, con casos de uso más amplios, permite a las organizaciones mejorar la productividad. Con un análisis inteligente unificado que une pilas de datos completas, los equipos pueden aprovechar los procesos de pensamiento matemático en todas sus actividades. De este modo, las personas obtienen una escala y una capacidad que de otro modo no habrían estado disponibles: conocimiento, inteligencia basada en datos y la capacidad de reconocer nuevas oportunidades. La IA permite a las personas tomar mejores decisiones, e incluso recomienda cursos de acción, que mejoran las capacidades del personal humano. En general, McKinsey predice que la IA impulsará un crecimiento del 2% en la fabricación y la energía durante la próxima década, o $1 billón cada año.

  Siemens Energy contribuyó en la puesta en marcha de CJ Express Pipeline

En AVEVA, hemos estado utilizando IA para mejorar la cadena de valor durante los últimos 15 años, con aplicaciones específicas para análisis predictivo en el espacio de mantenimiento y rendimiento de activos. Aramco, por ejemplo, utiliza inteligencia artificial y soluciones analíticas avanzadas para ayudar a eliminar el tiempo de inactividad no planificado en sus diversas operaciones.

Advertisement. Scroll to continue reading.

La nube ofrece conocimientos conectados

El aprovechamiento de la nube permite integrar productos independientes, uniendo los módulos de IA en una inteligencia más amplia para un rendimiento más eficiente. Con los sistemas integrados viene el análisis integrado. La IA puede generar información y recomendaciones cada vez más complejas para la fuerza laboral humana de forma más rápida y con menos posibilidades de error. Si la IA sustenta una mejor toma de decisiones, la nube es el pegamento que lo unifica todo.

  La inversión en transición alcanzó los USD$500 mil millones en 2020 ¡Por primera vez!

La nube ayuda a escalar los beneficios de la IA en toda la gama de operaciones empresariales en comparación con el pasado, cuando la IA estrecha se infundió en varios productos. Esta IA, más amplia, conduce a la inteligencia artificial general: la capacidad de tomar una decisión compleja utilizando combinaciones de diferentes tipos de IA, para aprender algo en un lugar y aplicarlo en otro. Las lecciones de la operación de extracción de recursos podrían muy bien aplicarse a otra división.

Con el cambio a modelos de negocios digitales después de COVID-19, la tendencia se ha acelerado y ahora nos estamos asociando con clientes en todo el mundo para aprovechar esos beneficios.

Advertisement. Scroll to continue reading.
Ad
Ad

Te interesa...

Movilidad

El C40 Recharge tiene todas las ventajas de un SUV con un diseño más bajo y elegante.

Movilidad

El Model Y de Tesla está diseñado para distribuir las fuerzas en caso de choque alrededor de la cabina brindando aún más protección a...

Solar

Su capacidad instalada es de 2,2 MW, generará 2,98 GWh al año y cubrirá el 10% de la demanda de energía anual de las...

Eléctrica

El sitio de Enel-Emgesa permitirá a los clientes visualizar datos de facturación, estadísticas de consumo e Informes del Mercado Energético.